Las iglesias más conmemorativas de Europa

Sin dudas, el Viejo Continente es el “nido” de las iglesias más espectaculares de todo el mundo. Los fotógrafos de boda, por ejemplo, se dan gusto en estas edificaciones porque pueden sacarles mucho partido. Nada mejor que un sitio hermoso para poder tomar unas fotos bien bonitas.

Entre las iglesias más hermosas de Europa está la Catedral de Santa María de Fiore, en Florencia, Italia. Esta es una de las obras arquitectónicas más importantes del continente. Su exterior está recubierto de mármol policromado. Su construcción se inició por orden de la Signoria en 1296, bajo las órdenes arquitecto Arnolfo di Cambio, y finalizó en 1368.

Y en Italia también tenemos la basílica de San Pedro, en la ciudad del Vaticano. Es el templo religioso más importante del catolicismo. Su construcción comenzó en 1506 y finalizó en 1626, y en ellaparticiparon arquitectos como Bramante, Miguel Ángel o Carlo Maderno.

La Catedral de Chartres, en Francia, a unos 80 km al suroeste de París, es otra bien bonita. Esta catedral marcó pauta en el desarrollo del estilo gótico e inició una fase de desarrollo total en el dominio de la técnica y el estilo. Sin lugar a dudas Chartres constituye una de las catedrales más conmemorativas y bellas de Europa.